lunes, 7 de septiembre de 2015

El Mago de los Sueños




Habito en cada suspiro, en cada movimiento de tus manos cuando descansas, te vigilo para que no te pase nada malo. Mi puesto de vigilancia son tus ojos cerrados y mi única arma tu confianza. Déjame acompañarte por el mundo de los sueños, permíteme ser tu guía por este lugar infinito y extraño. Deja que te guíe por las tierras de Morfeo hasta los oasis más hermosos. Acompáñame por este paraíso de realidad onírica y permíteme cuidar de ti en tu viaje por estas tierras confusas. Para eso debes tener en cuenta varias cosas: La primera: nunca debes olvidar mi nombre; esa es la única forma como podrás reconocerme, pues es como me presentaré ante ti cuando te pierdas. La segunda: por ningún motivo debes soltar mi mano; es cierto que el mundo de los sueños es un lugar maravilloso, pero puede ser peligroso si no lo cruzas con cuidado, recuerda bien que las pesadillas acechan en cada esquina. La tercera: recuerda que siempre estoy aquí, no importa que no me veas, no importa que no me oigas, incluso no importa que no me sientas, siempre estoy ahí, velando por tu descanso, tratando de conducirte con mi voz desde el mundo de los despiertos a los lugares más placenteros de estas extrañas tierras. La cuarta, no tengas miedo, pase lo que pase no debes perder el valor, nunca pierdas las ganas de luchar, yo estaré aquí para ayudarte a hacerlo. Finalmente, cuando despiertes y regreses a este mundo, recuerda que te estaré esperando, habitando entre tus almohadas y tus cobijas, esperando que llegue la siguiente oportunidad de acompañarte a descansar.


4 comentarios:

  1. El guardián de los sueños. Precioso texto. Me ha encantado. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Me recordaste una canción que hablaba de alguien que era guardián de sueños de amor... e.e
    Me gusto!
    Dan hasta ganas de ir a dormir ;)
    (Y no me refiero a que provoque sueño, sólo ganas)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya provocado un lindo recuerdo, es genial saberlo. Un abrazo y un beso enorme, cuídate.

      Eliminar